El blog de Ale recargada

Ideas que antes dejaba ir y ahora decidí poner por escrito

Sobre enfrentar los miedos cuando menos te lo esperas

fire

Se suponía que hoy tocaba el primer post sobre las vacaciones del sur, pero haré un pequeño cambio porque la vida es así, impredecible.

El viernes pasado fui a almorzar con mi mamá, había vuelto a Santiago el jueves por la tarde y lo único que quería era comer sus platos caseros, conversar y ver a los gatos, los echaba tanto de menos.

Hice todo eso y como el calor era fuerte, preferí quedarme a dormir siesta y volver a mi departamento por la tarde. Eran cerca de las 17.30 cuando siento que mi mamá me llama con un tono raro. Fui a su pieza y cuando llegué a la ventana que da a la calle me espanté, estaba empezando un incendio justo en la vereda de enfrente… una de las cosas que más temo en la vida apenas cruzando la calle. En menos de dos minutos el fuego creció y empezó a quemar el segundo piso de una casa que desapareció demasiado rápido.

Al principio me puse nerviosa, mucho. Perdí la noción del tiempo pero creo que los Bomberos tardaron más o menos 15 minutos en llegar, que se hicieron eternos. Después supimos que estaban apagando otro incendio y el personal tuvo que dividirse. Siempre que escucho esas sirenas me pongo un poco tensa, pero ahora sentí alivio.

La gente gritaba y creo que mi clímax de miedo ocurrió cuando el fuego llegó a los postes de la luz y se escuchaban unas detonaciones horribles. En serio pensé que las llamas subirían por toda la red de cables y llegarían hasta mi casa.

Por suerte cuando pasó eso los bomberos ya estaban instalando sus mangueras gigantes y después de un rato el humo negro ya era blanco.

Nunca me había tocado vivir un incendio tan de cerca y las llamas son tal cual como muestran en las películas, gigantes, ondeantes, imparables y maléficas. Me cuesta hacerme a la idea de que con tanta modernidad y avances tecnológicos no se pueda hallar una solución más rápida a algo tan ancestral como el fuego. No lo digo sólo por este incendio, sino también por esos forestales que arrasan con hectáreas y hectáreas de áreas verdes… ¿cómo no va a ser posible encontrar una solución química aparte de tirar agua?

A pesar del miedo, me alegro de haber estado ahí con mi mamá, es que me imagino si hubiera pasado uno o dos días antes y yo en el sur… Claro, hubiera ido mi hermana o alguien más y nadie garantiza que no se vuelva a vivir algo similar y yo ande lejos, pero agradezco haber estado ahí en esta pasada, porque aprendí varias cosas:

-Personalmente, me di cuenta de que le tengo miedo a los incendios, pero no pánico. No me anulé ni me quedé llorando como una inútil. Llamé al 132 y una mujer me dijo que los Bomberos ya venían en camino. Después con mi mamá nos dimos cuenta de que las personas que viven al frente, relativamente cerca del foco del incendio, por precaución empezaron a sacar sus cosas y nuestro jardín -igual que el de otros vecinos- sirvió como bodega improvisada para guardar lavadoras, cocinas, ropa y hasta un acuario con dos tortugas.

-Hace como tres semanas fui a la feria y me sobraron $500. En vez de darlos a la colecta de Bomberos me compré un helado y en ese momento me sentí un poco culpable, pero ahora mil veces más. Me prometí a mí misma que nunca más dejaré de donar porque vi todo lo que hicieron y realmente se pasaron. Son lo más parecido a Superman y estuvieron casi cuatro horas en el barrio, se preocuparon de apagar hasta el último foco, mojaron los árboles para enfriarlos, conversaron con la gente. Vi a un bombero con ganas de vomitar y a otro con la cara roja por el esfuerzo. Yo observo pero soy lenta en actuar, a diferencia de mi mamá, que fue a darles agua y se la agradecieron tanto. Tampoco sabía del protocolo de cada incendio, al final de todo el comandante pasa lista y cada uno dice “¡Presente!” como si estuvieran en el colegio. Qué nervios pensar en los casos en que ha faltado alguno…

-Mis gatos, la gran preocupación, sobre todo después de saber que hubo siete casas destruidas y ningún muerto, salvo una perrita. La Pucca y el Jerry se asustaron un poco con el ruido, pero cuando llegaron los Bomberos se fueron a dormir a sus sillas hechos bolita como si no hubiera pasado nada. La Canela en cambio, estaba aterrada y cuando trató de esconderse en el techo y vio el fuego, volvió espantada y no salió del armario por dos horas o más. Van a creer que estoy loca, pero desde ese día le he dicho que si pasa de nuevo algo así arranque y luego la buscaremos, lo primero es huir. Ayer andaba feliz y juguetona, pero me da cosa que sea tan asustadiza.

-Los vecinos… al día siguiente se organizó una olla común para que almorzaran todos, damnificados y voluntarios para remover escombros. Ayer fui a la feria y había colectas de comida y cosas básicas para la gente que perdió sus casas. El sábado que viene van a hacer un Bingo. Es lindo ver esas muestras de solidaridad.

Cosas que pasan por supuesto, nadie está libre. Al menos lo material es recuperable. Quería contarlo por si alguien más tiene este mismo miedo y luego seguiré con los posts de las vacaciones, harto más agradables.

Anuncios

38 comentarios el “Sobre enfrentar los miedos cuando menos te lo esperas

  1. PAOLA
    14 de marzo de 2016

    Ay Ale, que terrible…me tocó una situación CALCADA a los 12 años más o menos, en que se estaban quemando 3 casas frente a mi edificio, fue de madrugada, vivíamos en quinto piso y las llamas llegaban directo a nuestros ventanales por lo que nos pasamos un par de horas con mi mamá mojando los vidrios para que no se reventaran…es tremendo…tal como dices lo bueno es actuar y no ponerse a llorar como imbecil que no sirve para nada, que lindo lo que cuentas de los vecinos, no me imagino reacciones similares en mi barrio, que bueno que a tu madre no le psó nada, saludos

    • elblogdealerecargada
      14 de marzo de 2016

      Imagino tu miedo siendo tan niña. Además de sólo imaginar el ruido que hubieran hecho esos ruidos al explotar me da nervio. Qué bueno que no les pasó nada.
      Sí, por último llorar después, cuando ya pasó todo y llega la calma, en el momento hay que actuar no más.

  2. natalia h
    14 de marzo de 2016

    Comparto tu terror por el fuego, el mío viene de mi mamá que perdió su casa en un incendio cuando niña, me traspasó el susto. Nunca había tenido experiencia con incendio hasta hace unos seis años atrás, para un 11 de septiembre tiraron una bomba o algo así a mi vecino y ahí pude ver las llamas. Con la experiencia puedo decir ahora que actúo rápido cuando hay una emergencia. Me costó más que la cresta digitar 132 porque me tiritaban las manos pero lo logré y llamé a los Bomberos. Años después, acá en el centro, se estaba quemando un depto y vi las llamas salir por el balcón, lo mismo; ejecutiva, llamando a Bomberos. Gracias al cielo en ninguno de los dos hubo gente herida porque los lugares estaban vacíos pero de eso te enteras después, no en el momento y pucha que da susto el fuego. Yo le tengo respeto, igual que al mar.

    Me alegro mucho que no haya pasado nada, ánimo para tus vecinos, ojalá les vaya bien en el Bingo y todo.

    (Acá donde yo trabajo por eso mismo se pasa lista todos los días, para saber si están todos vivos. Heavy, no?)

    • elblogdealerecargada
      14 de marzo de 2016

      Lo sé y leyendo lo de tu mamá, se entendible que también les temas.
      Eso, 132, ya lo corregí. Qué bueno que actúes rápido y no te anules. Claro, uno se entera después si alguien quedó mal o no, no quiero ni pensar que pasará por la cabeza de alguien atrapado. Me da más miedo el fuego que el mar, esa onda.
      Ohhh, heavy que pasen lista a diario.

  3. La Pelu
    14 de marzo de 2016

    Que espanto!!!!!
    Perdona que me detenga en esto, pero,…..murió una perrita? =(
    Debe ser horrible quedar en la calle con una tragedia así, me encanta que se organicen a ayudarlos.
    Donde fue esto?
    yo tengo ropa que podría donar.

    • elblogdealerecargada
      14 de marzo de 2016

      Sí… la llamaron mucho rato y luego la encontraron, por la noche. Me dio pena, era pequeña.
      Gracias, pero ropa ya tienen, de hecho es lo primero que llegó 🙂

      • La Pelu
        14 de marzo de 2016

        que lástima!!! mi corazón sufre con estas noticias.
        Cuenta por tu blog si necesitan algo o si se hace algún evento! para ayudar a difundir y ver si podemos colaborar.

  4. Rodrigo Acevedo (@UnFlanMaestro)
    14 de marzo de 2016

    Oye, que miedo todo, me alegro que la casa de tu mamá no haya resultado con daños (bueno y ustedes y los gatos tampoco).
    No me ha tocado presenciar incendios, o al menos no de tan cerca por suerte, pero en mi empleo anterior un compañero de trabajo fue uno de los damnificados en esos incendios grandes que hubo en Valparaíso hace un tiempo. Me contaba esa vez como luego de una tarde tranquila comenzaron a divisar fuego en el cerro de en frente y que en cosa de minutos llego hasta su hogar. Lo perdieron todo y me imagino el horror y desesperación de la situación.
    Tienes razón en que el trabajo de bomberos es excelente. Me ha pasado que no he colaborado en sus campañas de recolección de fondos y también termino arrepintiéndome de aquello. Nunca más.
    Ojalá tomásemos más conciencia como sociedad de que la pega que hacen es importantísima. Arriesgan su vida por gente que ni conocen y no hay cosa más valerosa que eso.
    Saludos, Ale.

    • elblogdealerecargada
      14 de marzo de 2016

      Gracias!
      En Valparaíso yo creo que todos han vivido o conocen a alguien que estuvo de cerca en un incendio. Lo peor es que los cerros viven en amenaza constante.
      Nunca más, ya me prometí que si hay alguien que merece donaciones, son los bomberos. Recién hace poco los eximieron de pagar peaje, cosa que encuentro el colmo. Hasta que no le pasa a uno no se aprende a valorarlos.

  5. carobeatriz
    14 de marzo de 2016

    Qué tremendo, que atado de manos se siente uno cuando el fuego avanza y avanza y en cosa de segundos ya es incontrolable. Yo nunca he vivido un incendio así de cerca, pero cuando vivía en Chillán estábamos al lado de un sitio eriazo que en verano se cubría de pastizales y de la nada con un poco de viento y algún pucho mal apagado zas! se prendía y comenzaba el fuego, yo vivía en un 2° piso y el mayor temor era que el fuego alcanzara una escuela que quedaba en ese mismo sitio, estuvo a punto, muchas veces, y en verano debe subir el número de incendio yo creo, porque los bomberos no llegaban nunca, o tardaban muchísimo, quizás ante el aviso de que lo quemado eran pastizales talvez no acudían tan prontamente, en fin, a mis ojos de niña al menos la angustia era igual de tremenda. Yo de verdad admiro muchísimo la valentía de los bomberos, 100% entregados, si les toca morir mueren no más, van hasta el final, se preparan físicamente, se educan en la materia, se lo toman tan responsablemente como cualquier trabajo y es un chiste malo que el Estado no destine fondos para remunerarlos como corresponde. En vez de robarse la plata la manga de sinverguenzas ladrones y canallas todos, de gobierno y de oposición, si se les quema la casa a ellos igual los bomberos van a salvarles su vida y hasta sus bienes mal habidos.
    Que bien la reacción solidaria de los vecinos, eso reconforta siempre, y la Canelita linda, pobrecita, me imaginé sus ojitos de susto 😦 Qué bueno que estabas ahí Ale.

    • elblogdealerecargada
      14 de marzo de 2016

      Sí, es que de verdad no hay mucho que hacer, es algo fuera de control.
      Imagino tu angustia de niña, uno se imagina de todo.
      Siento la misma rabia que tú, a veces el gobierno gasta plata en puras tonteras en vez de financiar lo que realmente importa.
      Sí, menos mal que estuve ahí, la Canela tenía las pupilas dilatadas del miedo 😦

  6. Gata Calicó
    14 de marzo de 2016

    Oye Ale que miedo!! Que bueno que finalmente no hubo pérdidas humanas que lamentar, ojalá los damnificados puedan salir adelante y recuperar sus cosas con el tiempo. Me dan mucha, mucha pena e impotencia estas injusticias que ocurren en la vida, catástrofes que nadie puede predecir y como dices tú, nadie está libre 😦
    Me gustaron mucho tus reflexiones, extrayendo lo bueno dentro de una situación terrible como ésta, apreciando el trabajo de bomberos y la solidaridad de los vecinos, espero que les vaya excelente en el bingo! Y también me alegra que nos hayas comentado esto por acá, debe ser una especie de desahogo para ti.
    En mi caso me tocó presenciar en primera fila el gran incendio de Valparaíso, hace casi dos años ya. Si bien no era la casa del frente, eran como 10 cerros ardiendo al unísono frente a mi ventana, focos de incendio que saltaban de un cerro a otro como si nada, un cordón de fuego eterno, la ciudad completa a oscuras, los camiones de bomberos que no podían subir por la geografía imposible de los cerros, los balones de gas explotando uno tras otro…fue bastante terrible, y para qué decir los días después.

    • elblogdealerecargada
      14 de marzo de 2016

      Sí, yo creo que las cosas materiales se van a recuperar pronto, lo peor es el miedo.
      Fue un desahogo escribir esto porque quedé bajoneada y recién ayer me animé un poco más. Ese libro del gatito que leí el fin de semana me ayudó a distraerme también.
      Ay, eso de Valparaíso también me asusta y lo peor es que es cíclico, pasa un tiempo y hay un nuevo incendio. Espero que nunca toquen cerca de tu casa. Ese ruido que describes debe ser terrible… yo me asusté más con las detonaciones y los gritos de la gente.

  7. Vivi
    14 de marzo de 2016

    Que terrible experiencia, una vez se quemó la casa de al lado de mi mami, también sintieron que los bomberos se demoraron pero fue horrible, porque había niños solos en la casa, y mi mami les fue a avisar para que salieran, después pensaba que el fuego se iría para la casa de mi mami, y dijo que apareció una persona de no sé donde y agarró un balde con agua y tiró agua para el techo de mi mami para que eso mantuviera alejado el fuego, pero fué como un angelito, mi mami solo lloraba del miedo, pero es genial la forma en que reacciona la gente para ayudar.
    Yo con los bomberos de mi antigua casa tengo sentimientos encontrados, una vez fui a pedir ayuda con los ojos llorosos para que ayudaran a sacar a mi gato que llevaba atrapado dos días entre unos muros, y no quisieron, me dio rabia y pena, si hasta los carabineros se ofrecieron a ayudarme si no me resultaba con los bomberos, asi que me dan rabia los de la compañía que están en diagonal paraguay con vicuña mackenna, lo dije y qué jejeje… pero es linda y arriesgada la labor que hacen en todo caso.

    • elblogdealerecargada
      14 de marzo de 2016

      Qué bueno que a tu mamá no le pasó nada esa vez. Yo creo que en casos así siempre hay alguien que atina y hace eso de tirar agua en el techo o tantos ejemplos más.
      Pucha, lata lo del gatito, yo entiendo que hay prioridades pero si no aparecen incendios, yo me dedicaría a rescatar gatitos. Quizás no les gustan mucho.

  8. elyz
    14 de marzo de 2016

    Que terrible ver un incendio tan cerca y que miedo pensar que podría pasar a la casa de tu mamá. Que bueno que no!. Que lindo que los vecinos ayuden, será porque es un barrio?, cosas así, está siendo difícil ver. Mi gato igual es asustadizo, como la Canela, para él lo primero es meterse bajo la cama o su silla preferida, siempre bajo techo, me da como penita, pero en los gatos asi es dificil hacerlo cambiar, lo bueno es que ellos se saben esconder y protegerse.

    Nunca me ha pasado nada con incendios la verdad, mi relación más que nada es con mi papá, fue bombero desde los 14 años hasta que falleció a los 60. Toda la vida viví a la vuelta de la Bomba, la sirena, el carro siempre me fueron familiar, aunque no iba mucho, pero si a los bingos o cuando más chica acompañaba a mi papá a las colectas de los domingo, cuando era tesorero estaba con él cuando llegaban los tarros con monedas y tenían que contar. Si, tienen protocolo para todo, no es como que son voluntarios y el que llega se mete al incendio y ya. Tienen reglas y responsabilidades, solo que no reciben sueldo. Que bueno que ahora les darás dinero, no se bien como serán las cosas ahora, pero dudo que hayan cambiado mucho, sobre todo en comunas menos pudientes, donde ellos mismos deben poner plata hasta para los uniformes!, pedir plata en la calle para pagar las cuentas, hacer bingos y pedir donaciones (muchas veces incluso negadas por grandes empresas!), si no, no hay como mantener la bomba. Y para eso quieren plata, no para sueldos, porque de verdad van porque quieren ayudar, además que deben tener sus propios trabajos para vivir, aún asi, si hay incendio en la madrugada van igual arriesgando su vida (a mi papá una vez se le cayo un techo incendiado encima, por suerte no paso nada grave).

    uyyy me salió largo jaja, es que me gusta cuando alguien ve lo bueno y decide apoyar, porque a veces hasta con piedras y golpes reciben a los bomberos!

    • elblogdealerecargada
      14 de marzo de 2016

      Yo creo que sí, en los barrios se da más eso de colaborar. No sé cómo reaccionará la gente en los edificios pero imagino que parecido. Por lo menos recuerdo el terremoto y esa vez yo hablé con gente que no conocía, todos preocupados de que el otro estuviera bien. Ahora volvimos al autismo, hasta una nueva catástrofe…
      A mí me da lata que la Canela sea asustadiza, pero sé la razón… fue abandonada y estuvo desprotegida en los primeros meses. Los otros dos en cambio, estuvieron con su mamá y se criaron con los hermanos. Esas cosas influyen hasta en los animales.
      Más admiración da saber todo lo que se preparan por pura vocación y no entiendo eso de los golpes. Por mucha que tengas rabia por la demora, obvio que no lo hacen por gusto y a veces hay lugares a los que cuesta llegar… espero que la gente se acuerde de eso siempre. Gracias por compartir tu historia 🙂

      • elyz
        14 de marzo de 2016

        Verdad! había olvidado lo del terremoto, acá fue igual, pero si, ya todos siguen con el autismo 😦
        Pobrecita!, tienes razón a mi gato lo que le pasó fue que se perdió cuando tenía como 6 meses, fue como 4 horas no más, un perro los asustó y salió corriendo, se escondió en un garage cerca, de ahi quedó gallina para siempre jajajaj, porque ahora hasta al ruido de los autos le teme.
        Si, mucha gente lamentablemente se acuerda cuando ve algo y luego lo olvida. Como si ya no estuviese de moda.
        De nada! para justificar aún más las donaciones, de lo que sea! todo sirve.

      • elblogdealerecargada
        14 de marzo de 2016

        Pobre tu gatito! Me cuadra aún más el asunto porque la Canela también fue casi atacada por un perro….

  9. Jessica
    14 de marzo de 2016

    Qué terrible la situación que les tocó vivir. Sólo una vez estuve en un incendio y fue en medio del desierto, por lo que no había mucho que lamentar (excepto el camión que se quemó).
    Qué bueno que hayas podido reaccionar con tranquilidad y que l@s vecin@s ayuden tanto, ni hablar de lo super necesarios que son l@s bomber@s, porque pucha que están bien entrenados. Alguna vez quise meterme de voluntaria, pero cuando caché todo lo que había que estudiar y sacrificar, me arrepentí, y por eso mismo para mi son l@s mejores. Lo malo, más que no reciban sueldo, porque según sé ell@s no quieren un sueldo, es que los municipios no se hagan cargo de mantener las bombas y todos los pertrechos que se utilizan y ni hablar de la gente que los golpea, los insulta e incluso cortan las mangueras “porque están enrabiados por la demora”, horrible.
    Ojalá que resulten bien todas las iniciativas de apoyo para l@s vecin@s damnificados.

    • elblogdealerecargada
      14 de marzo de 2016

      Oh, qué raro ver un incendio en un desierto.
      Son los mejores, se dedican 100% y tal como dices, lo mínimo es que el gobierno se preocupe de entregarles fondos y equipamiento. Lo del sueldo se puede entender si no lo quieren recibir, pero su financiamiento debe ser público, a fin de cuentas ayudan a todo el mundo.
      Eso de estar enrabiado con la demora es terrible, como si lo hicieran a propósito… pucha, me da rabia la gente a veces.

  10. Rocío Burotto
    14 de marzo de 2016

    Me da pánico el fuego!, me hizo recordar cuando se incendió un balón de gas en mi casa y mi mamá cual supergirl LO TOMÓ y lo sacó al jardín, fue uno de los momentos qué mas sentí miedo, menos mal que llegó un vecino con un extinguidor y apagó el fuego antes de que el balón explotara y mi mamá ni se quemó. A mi siempre me pasa que nunca tengo efectivo ara los bomberos para darles, siempre tengo chauchas y me siento super mal, en los super deberían donar el pesito a los bomberos, creo que el Unimarc lo hace.

    Saludos!

    • elblogdealerecargada
      14 de marzo de 2016

      Qué atinada tu mamá, yo no sé si hubiera reaccionado tan rápido.
      Ahora que lo dices, también me plantée comprar un extintor.
      Y no compro casi nunca en el Unimarc, pero cuando vaya me voy a fijar, gracias por el dato.

      • Rocío Burotto
        14 de marzo de 2016

        Cada vez que nos acordamos del “incidente del gas explosivo” siempre conversamos que es super raro que no se haya quemado, fue cuatico la verdad, yo me quedé como una idiota mirando, igual era chica, tampoco podía hacer mucho.
        Pucha yo tampoco compro en el Unimarc porque no tengo ninguno cerca ¬¬

      • elblogdealerecargada
        14 de marzo de 2016

        Yo tengo uno cerca, así que averiguaré, si lo mantiene será genial, me cambio de supermercado!

      • Rocío Burotto
        14 de marzo de 2016

        Siii, ya ni ahi con darle a instituciones que les dan siempre

  11. paumjv
    14 de marzo de 2016

    Ay, esa sensación de verdad que es horrible =( Cuando hubieron esos incendios tremendos acá en Valparaíso, uno comenzó en el cerro con colinda con el mío, la verdad el fuego aparecía atrás de las casa de enfrente y parecía que fuese aquí mismo, de hecho al rato comenzaron a quemarse unas casas de más abajo por que al fin y al cabo los cerros están unidos, lo único que atinabamos a hacer era a tirarle agua a nuestras casas para que no pasara el fuego =( No se si me expliqué bien por que el contexto de los cerros es distinto jajaja, se entiende entre los porteños.

    • elblogdealerecargada
      14 de marzo de 2016

      Visualizo lo que escribes y debe ser terrible porque como dices, en los cerros las casas están unidas. Espero que no se repita, tan bonitos que son.

  12. marieantoinette09
    15 de marzo de 2016

    Ay Ale que atroz!!!! Como te he contado antes, yo también le tengo miedo a los incendios, al fuego y todo lo que implican ese tipo de situaciones.
    Menos mal que estabas con tu mamá, porque no me quiero ni imaginar lo que debe ser que te llamen/loquesea para avisarte de algo así. Por algo te quedaste esa tarde!
    Para todo lo material que se perdió, tiene que haber sido de una magnitud enorme (porque siete casas igual es ene!!!) Y que pena por la familia de la perrita y por la perrita misma, obvio 😥 .
    Me siento culpable también, porque las pocas veces que he visto alguna colecta de bomberos, tampoco les he dado nada. Te juro que no más! Que heavy todo lo que arriesgan, de verdad que son unos superheroes maravillosos.
    Ojalá que resulte de maravillas el bingo y toda la ayuda que venga después. Esas muestras de solidaridad, aún nos hacen creer en la bondad del ser humano!
    Cariños!!!

    • elblogdealerecargada
      15 de marzo de 2016

      Lo sé… es terrible.
      Eso pensaba yo, si alguien te llama para dar una noticia así la voz debe ser terrible. Mejor estar cerca al menos.
      Sí, mucha pena por la perrita, pobre.
      Gracias por los buenos deseos 🙂

  13. furtivaa
    15 de marzo de 2016

    Shhuuuutttaaaa! que impactante, taaaan cerca y tanta impotencia… Siete casas, es demasiado! Tb me he sentido culpable por no colaborar con los bomberos siendo tan noble y útil su obra.
    Es extraño que todavía no exista una solución más efectiva a este problema de los incendios, es tan grande la impotencia de verse de manos atadas y no poder hacer nada! muy triste y desesperante

    • elblogdealerecargada
      15 de marzo de 2016

      Es que el fuego crece en segundos, es una cosa imparable.
      Eso pienso, cómo no inventan algo químico que los apague más rápido, si ahora hay avances para todo…

  14. maaarsh
    15 de marzo de 2016

    Ohhh que fuerte debe haber sido estar tan cerca, y ademas conocer a los involucrados.
    Sabes que mientras te leía pensaba en que en realidad no le tengo miedo a los incendios, de hecho no recuerdo haber pensado que en la posibilidad de uno, pero si recuerdo que cuando chica me daba susto morir quemada, (si, es contradictorio… pero es lo que hay).
    Por suerte no salio nadie herido… si fueron 7 casas creo que la sacaron barata.

    Que bueno que a la casa de tu mamá no le paso nada.

    • elblogdealerecargada
      16 de marzo de 2016

      No sé si contradictorio, te dan miedo las posibles consecuencias más que el hecho en sí y desde ya te admiro por no temerles.
      Gracias 🙂

      • maaarsh
        17 de marzo de 2016

        Oye, me acorde de ti anoche… mostraron en las noticias del 13 una nueva forma que inventaron para combatir incendios. es una bola con un químico adentro, que la tiran al fuego y ahí la pelota explota y tira una espuma que apaga el fuego…
        Lo encontre genial.
        Debe estar el reportaje en la pagina del C13…

      • elblogdealerecargada
        17 de marzo de 2016

        Ohhhhh, justo no vi las noticias, así que buscaré la nota. Gracias por el dato, así como describes la idea suena genial!

  15. Ale
    17 de marzo de 2016

    Qué terrible! Entiendo tu temor y si te hubieras bloqueado por el shock lo hubiera entendido igual, es terrible el fuego. Afortunadamente no les pasó nada a Uds. pero qué pena por la gente afectada. Me acuerdo que mi papá siempre dejaba la manguera del jardín conectada por lo mismo y es buena idea por lo menos si se logra detectar a tiempo. Y por suerte habías vuelto!

    • elblogdealerecargada
      17 de marzo de 2016

      Sí, por suerte había vuelto. Es buena idea lo de tu papá, porque en emergencias con los nervios uno se demora más en hacer cosas tan simples como esa.
      Pena, para cualquier persona debe ser terrible perder su casa 😦

Deja un comentario aquí!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 14 de marzo de 2016 por en Todo lo demás.

Enter your email address to follow this blog and receive notifications of new posts by email.

A %d blogueros les gusta esto: