El blog de Ale recargada

Ideas que antes dejaba ir y ahora decidí poner por escrito

Apuntes varios sobre este invierno

-Para mí siempre julio es el peor mes del invierno, donde el frío está en su punto más alto y yo me empiezo a cansar de todo. Quiero flores y quiero mañanas más cálidas, pero sobre todo, LUZ.

-Este año no me gustó que volvieran al cambio de hora porque insisto, me da lo mismo levantarme cuando esté oscuro, pero salir del trabajo y que ya sea de noche me desmoraliza un poco. No puedo pasear, no puedo tomar fotos de los lugares que veo y siento que el día se acorta tanto.

-Confieso que este invierno me he comprado tres sopaipillas en los carritos callejeros y las he comido con deleite. No les pongo nada encima y mi mente trata de borrar el hecho de que ese amarillo fosforescente no es real. Igual tres no es tanto, pero antes ni siquiera me daban ganas, así que algo en mí cambió.

3.jpg

-La otra cosa que he disfrutado estos meses -además del calientacamas- son esos calcetines de toalla que venden en la calle, casi siempre cerca de alguna estación de metro. Hay de muchos colores (los míos son azules con lunares), pero lo que más me gusta es la textura, es como si me pusiera un peluche encima de los pies.

toalla

-Parece que todas las personas tienen un punto débil con el frío, algunos viven con los pies helados, otros con las manos ídem. El mío no es ninguno de esos, tengo buena circulación. Mi mayor sufrimiento es la espalda baja, es lo primero que me tengo que abrigar después de ducharme y llega a doler cuando me pongo una polera helada que tarda cuatro o cinco segundos en temperarse.

-Como contaba el otro día, mi pelo andaba horrible y mañoso, amanece apelmazado y necesito que haga calor para usar mascarillas por varias horas y no sentir que se me congela la cabeza en el intertanto. Es una prioridad que pretendo realizar pronto. Pero primero, hay que pasar agosto!!!

Anuncios

24 comentarios el “Apuntes varios sobre este invierno

  1. La Pelu
    28 de julio de 2016

    concuerdo completamente con el cambio de hora.
    Levantarse a oscuras no es tanto, SALIR DE NOCHE DEL TRABAJO ES MACABRO….si, así mismo, MACABRO!!!
    a mi no me gusta en invierno, lo prefiero un poco esta vez por el embarazo, porque dicen que embarazo+verano= vivir en el infierno.
    Pero mi estación es Primavera…..así que cuento los días para que ella llegue.

    Amo esos calcetines, y larga vida a la sopaipa del carro….aunque este invierno no he comido porque al contrario tuyo, no me han dado ganas!! el pasado…ufff

    • elblogdealerecargada
      28 de julio de 2016

      Totalmente macabro, debería estar penado por ley.
      Oye es verdad, yo he oído historias terribles de embarazos en verano, onda enero-febrero, fome eso.
      Pero bien que no te hayan dado ganas, esa es la idea!

      • carobeatriz
        28 de julio de 2016

        Perdón que me meta, pero yo mi segunda hija nació en marzo 2013, estuve de 7 y 8 meses de embarazo en enero y febrero de ese año, horroroso! se me hinchaban las patas, me apretaban hasta las hawaianas. Y en la noche con la media panza y el calor dormía poco y mal. En cambio mi hijo mayor nació en septiembre, tuve un embarazo perfecto de principio a fin con invierno incluido. Yo amo a mis hijos, les doy mi corazón, mis riñones y mis córneas hoy mismo si es necesario, pero más hijos nica, por nada del mundo, más gatos sí, todos los que se puedan en el momento adecuado, pero niños not not not.
        Que salga todo perfect en tu embarazo y con tu bebé Pelu!

      • elblogdealerecargada
        28 de julio de 2016

        Ohhh, me imagino cómo debió haber sido. Te admiro por valiente!

  2. natalia h
    28 de julio de 2016

    Notaste que ya sale el sol más temprano? Yo fui feliz hoy porque abrí los ojitos y no estaba oscuro 😀 Fue hermoso. Pero sí, odio salir oscuro del trabajo y, más que eso, odio que haya tantas horas de oscuridad, como que se me corta el día. Además, como tengo clases en la tarde, salir con esa sensación de “son las 11 de la noche” cuando son las 8, me da miedo, y como tengo que caminar por calles no tan amigables, salto con susto.

    Yo VIVO con las manos heladas, no hay caso. Menos mal que sí puedo calentar mis pies porque si no, no puedo dormir, pero este año no puse el calientacamas!! A puto guatero y frazada y nada más. 😀

    • elblogdealerecargada
      28 de julio de 2016

      Síiiii, sobre todo en los días despejados, igual eso me está gustando.
      Exacto, además de la lata de salir de noche está el tema de la seguridad, no es que una sea cobarde, pero hay calles que es mejor evitar por precaución.
      Es verdad, una no se duerme ni con los pies helados ni con hambre.

  3. Gata Calicó
    28 de julio de 2016

    Sigo prefiriendo el invierno, mil veces antes que el verano.
    Aunque así como voy, ni siquiera sé si voy a pasar julio jajajja, me enfermé como nunca en mi vida este mes, creo que ya no soy un roble o el estres me pasó la cuenta.
    Me gusta caminar con frío, aunque sí es fome salir de la pega a oscuras y no aprovechar la luz. Este año empezó a hacer mucho frío muy pronto, se me ha hecho largo el invierno igual pero yo feliz. El verano me angustia.

    • elblogdealerecargada
      28 de julio de 2016

      Lo sé, yo igual, es sólo que por estas fechas ya me empieza a aburrir la oscuridad. También lo he sentido largo.
      Y creo que lo tuyo fue estrés, sin duda. Espero que las semanas que vienen te fortalezcas de nuevo!

  4. elyz
    28 de julio de 2016

    A mi ni me molesta el invierno, hasta me acomoda el frío, pero el tema de la luz me deja mal. No estuve de acuerdo con el cambio de hora ya que también prefiero levantarme a oscuras, el día luego aclara, pero una vez que oscurece ya no hay más luz hasta el otro día.
    Yo igual me compro sopaipillas de carrito jajaaj, son mi placer culpable, se que no son de zapallo real, pero pucha que son ricas. Además como pocas igual que tú, así que mal no me hará 😛 Ese carrito es el de Vicuña Mackena con Curicó???
    Ayy te entiendo tanto lo del pelo, mucho frío para todo.

    • elblogdealerecargada
      28 de julio de 2016

      Yo tampoco estuve de acuerdo, nunca.
      Jajaja, nunca tuvieron zapallos pero cuando hacen frío son lo mejor. Ese carrito lo vi a la salida del metro Patronato y así como el que nombraste tú, debe haber varios iguales.

      • elyz
        28 de julio de 2016

        Lo mismo, de hecho el día que cambió el horario mi post de Facebook fue “muerte al horario de invierno” jajaj.
        Ahh es que el carrito es igual; de las sopaipillas callejeras me gustan las de ellos, en las tardes se hace fila!

      • elblogdealerecargada
        28 de julio de 2016

        Me gusta tu Facebook, hay que poner un mensaje lindo cuando pase lo contrario!

  5. carobeatriz
    28 de julio de 2016

    Ay qué ricas son las sopaipillas, me encantan, este año me he portado como lady y he comido pocas, igual yo creo unas 3 o 4 máximo, de carro y de panadería, porque hacerlas en casa es para quedar con el ombligo parado y con el colesterol por las nubes en cosa de una semana.
    Los calcetines de toalla como que me desilusionaron un poco, sucede que recién comprados son perfectos, pero al poco uso como que agrandan solos, después de bajan de los tobillos y eso me incomoda mucho porque me quedan sueltos, en fin, tal vez tuve mala suerte no más y me salieron maoma de calidad.
    Estoy contando los días para que llegue luego agosto y volvamos al horario de primavera-verano luego. Odio salir a oscuras del trabajo, en verdad no le encuentro nada bueno, absolutamente nada. Y es como una cosa mental, porque siento que volviendo al horario de antes como que se acaba el invierno rápidamente, aunque siga haciendo frío, y se acerca la primavera, los colores, las flores, el calorcito de a poco.

    • elblogdealerecargada
      28 de julio de 2016

      Son lo mejor y te has portado estupendo porque cuando a una le gusta algo, aunque haga mal pucha que cuesta evitarlo.
      Ah, a mí no me ha pasado eso con los calcetines de toalla, quizás porque los uso un rato no más, entre que me ducho y me acuesto, luego me los saco.
      Síii, para mí apenas se cambie la hora es sinónimo de que llegó la primavera, no importa que técnicamente aún falte un mes, no me importa!!!!

  6. Vivi
    28 de julio de 2016

    Hola Ale, a mi igual me encantan esos calcetines, yo soy de pie, manos y nariz helada, pero me encanta el invierno, solo me carga que llueva ahora, porque ando con mi hijo chico y cuando salgo para el jardín trato de que no se moje y me estresa esa situación, pero cuando ando sola, me encanta mojarme :). Mi pelo igual anda peor, tiene vida propia, pero como dices, está tan helado para ponerse a hacer tratamientos en el pelo jejeje..

    • elblogdealerecargada
      28 de julio de 2016

      Síiii, eso es lo bueno, mojarse de adulto da lo mismo pero a los niños hay que cuidarlos, aunque yo siento que para ellos los días post son los peores, esos con heladas en la mañana.
      Sí, no vale la pena ponerse mascarillas de nada hasta septiembre al menos.

  7. danitariquelme
    28 de julio de 2016

    Hola Ale! Para mi el peor mes es Agosto porque empieza a llover mucho y, aunque me gusta mucho la lluvia, me carga trabajar con lluvia…ya que en la obra las oficinas no son de lo mejor, hay barro por todos lados y el peligro de resfalarse es inminente…me dan unas ganas de pedir vacaciones en esta época. Yo soy de las personas que no soporta el frio en el dia, me ataca la espalda, las manos, los pies , el cuello, etc. Siempre me veras con un pañuelo o bufanda desde mayo hasta noviembre…pero en la noche me da muchiiiisimo calor, de hecho anoche entre mi pololo y el gato, ambos friolentos nocturnos, me tenían ahogada y me desperté como a las 4 am para destaparme, y eso que duermo con pura polera jajajaja…a veces me preocupa de sobremanera pensar que cuando viejita voy a ser achacosa por el frio..despues pienso que quizas me atropellen y muera antes y se me pasa jajajaja…lo genial es que mi jefe es re buena onda y me trajo un calefactor solo para mi…sopaipillas babaaaaaa…pero ya no compro en la calle, mejor se las pido a mi negrito. Saludos!!! (Perdón por el comentario tan largo).

    • elblogdealerecargada
      28 de julio de 2016

      ¿En serio? No tenía conciencia de que en agosto llueve tanto, en mi mente es más bipolar, días de sol y otros más nublados.
      Pero entiendo tus razones, obvio que el barro dificulta las cosas.
      Qué chistoso que seas friolenta de día y de noche no. Y no te preocupes por el futuro, puede pasar lo que tú dices o inventan una solución para el frío en un par de décadas más.
      Buena onda tu jefe y sí, vivan mil veces las sopaipillas de verdad, pero a veces no queda más opción que el carrito 😦

  8. Vancuer
    28 de julio de 2016

    invierno intenso… no me agrada lo de la noche, sobre todo con la porota tan chica porque ella funciona como las gallinas y cuando es de noche hay que dormir, eso es desde las 7, onda aveces da jugo pero su cuerpo se permite cualqueir dia dormise temprano, entonces mis planes despues de la pega son sssuuuuper limitados. Ahora que esta donde mis papas puedo permitirme algunas cosas, pero ni tantas. jajajaja

    yo odio el frio pero mi depa esta cada año mas “calentandose rapido” porque el primer invierno fue del terror horroroso… recien hecho y humedo

    • elblogdealerecargada
      28 de julio de 2016

      Entonces también te conviene el cambio de hora por Porota, lo bueno es que queda poco! Se me olvida que los niños necesitan muchas más horas de sueño.
      Típico, las cosas nuevas siempre son más heladas, luego gana el calor humano.

  9. marieantoinette09
    29 de julio de 2016

    Jajajaja debo confesar que nunca compré sopaipillas en la calle (si otras fritangas), pero es que tampoco fui muy fan de ellas, excepto de su versión mapuche, pero esas solo las veía una vez al año, en agosto, en una feria que hacen aquí en Peña de Pueblos originarios. A mi lo que aún me da antojo, son los calzones rotos, ñam. Pensar que si no me hubiese dado esto de los cálculos a la vesícula, igual podría haber comido uno compartido con mi mamá, pero bueno, ya no fue.
    Amo esos calcetines de toalla también, de hecho, ya no puedo usar de los otros aquí en casa, porque los encuentro helados, jajaja.
    A mi desde siempre se me congelan las patitas, pero este invierno, hasta las manos las he tenido gélidas. Nunca se me ha congelado esa parte de tu cuerpo que indicas.
    Yo más que la luz, extraño ponerme ropa ligera, ya me tiene un poco chata eso de ponerme 4 capas y sentir frío igual xD.
    Ya queda poquito poquito para el cambio de horario!
    A mi este invierno me ha encantado ver películas en la tablet con el calientacamas prendido. Tu me dijiste en diciembre lo de la tablet y sí, es maravilloso ese panorama!
    Cariños!!!

    • elblogdealerecargada
      29 de julio de 2016

      Bien por ti Aída, porque pucha que hay invasión de sopaipillas por todas partes!
      Los calzones rotos son tan ricos, para mí son un misterio en la preparación, pero una vez vi a una amiga que los hizo tan rápido, hablamos y en 15 minutos ya los estábamos comiendo, yo quedé en shock.
      Es verdad eso que dices, es una lata que la ropa pese tanto, en los abrigos se nota especialmente. No queda nada, el lunes ya es agosto!!!
      Es rico eso de la tablet y casa, súper buen panorama, yo de veras lo disfruto!

  10. Vi
    29 de julio de 2016

    Soy totalmente anti-invierno. Me pone de mal genio el frío y últimamente siento que está de moda querer el invierno y me siento minoría y refunfuño sola, abrazando a los gatos. Lo paso pésimo. Tengo una teoría de que mi cuerpo es incapaz de autocalentarse (no sé qué término usar jaja) pero da lo mismo cuantas capas me ponga, siempre tengo frío. Lo peor, siempre tengo la nariz helada, me llega a doler y a eso no le encuentro solución. Antes me ponía como tres o 4 pares de calcetines, hasta que me hice daño en el pie y el doctor me lo prohibió 😦 así que esos calcetines de tu foto son mi cosa favorita, llego a la casa y al tiro corro a buscarlos.
    Me diste ganas de comer sopaipillas, este año me he salvado porque me tome vacaciones apenas empezó el frío y recién volví. Lo que muero es por unos calzones rotos bien hechos, a veces compro y siento que usan la misma masa que para los berlines o no sé y no po, no son así.
    Un abrazo Ale y buen fin de semana!

    • elblogdealerecargada
      31 de julio de 2016

      Te entiendo, te pasa lo que me pasa a mí con el verano, todo el mundo lo ama y lo detesto, prefiero la primavera porque todo es más templado.
      Qué lata lo de tu nariz, pero concuerda con mi teoría, todos tenemos un punto débil en lo que respecta al frío. ¡4 calcetines! Lo máximo que había escuchado eran 3 pares delgados!
      Es tan cierto eso, la masa de los calzones rotos es distinto, menos pasa a fritanga, no sé cómo describirlo bien. El berlín es otra cosa, ricos igual, pero diferentes.
      Espero que hayas tenido un buen fin de semana!

Deja un comentario aquí!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 28 de julio de 2016 por en Todo lo demás.

Enter your email address to follow this blog and receive notifications of new posts by email.

A %d blogueros les gusta esto: